Comicios que Marcaron Historia: La Elección Como Presidente de Salvador Allende en Chile (I)

Por Carlos Alberto Sánchez Villegas

* Comicios que Marcaron Historia: La Elección Como Presidente de Salvador Allende en Chile (I)

“Mis palabras no serán de amargura, sino de decepción.
Que sean un castigo moral para los que han traicionado
Su juramento: Los soldados de Chile”.

Salvador Allende. (1)

EN LA SEGUNDA mitad del siglo XX, la guerra fría marcó la pauta de la política en diversos países de todo el hemisferio, sin embargo, es en América Latina donde se genera un escenario idóneo para la lucha entre la ideología capitalista representada por Estados Unidos y la comunista-socialista con la Unión Soviética como estandarte.

AMBAS NACIONES se hicieron sentir en América con diversas herramientas, desde golpes de estado, financiamiento a grupos rebeldes o la implantación de dictaduras, que es el caso que veremos a continuación, con el golpe de estado de 1973 en Chile.

CHILE EN 1970 representa el primer país en América que llega a un gobierno socialista por medio de elecciones libres y democráticas, contrario al caso de Cuba donde Fidel Castro llega a la presidencia por medio de una revolución armada. Salvador Allende resulta electo como presidente de Chile el 5 de septiembre de 1970, con un margen de 40 mil votos sobre el candidato de derecha, Jorge Alessandri.

ESTADOS UNIDOS, por su parte, libraba una guerra política e ideológica contra el comunismo y el socialismo, con lo sucedido en Cuba, el comunismo se presentaba a la puerta de la casa, esto encendió las alarmas del poderoso país del norte. La elección de Allende en Chile activó nuevamente estas alarmas, ya que los estadounidenses no estaban dispuestos a cometer los mismos errores que en el caso cubano.

ASÍ CON este panorama adverso en lo internacional y con varios conflictos internos, con un Chile que no terminaba de convencerse de su nuevo carácter socialista, da inicio un gobierno de tres años, mismo que dejó una profunda huella ideológica en toda América, que deja a un Allende mitológico venerado tanto por derecha como por izquierda; a ese simbolismo quiero hacer énfasis en este escrito, así como el apoyo determinante que el general Pinochet recibió por parte de Norteamérica.

ANTES DE continuar quisiera aclarar un poco el contexto imperante durante esta época. Como todos sabemos el socialismo era visto en muchos casos como obra de la Unión Soviética, y sus políticas eran mal vistas sobre todo en los países occidentales que estaban influenciados por Estados Unidos. El caso de América Latina es singular porque los países latinos siempre han denunciado el creciente imperialismo estadounidense, por lo que el germen del socialismo comenzó a crecer con gran fuerza, la revolución de Castro fue lo que terminó por dar impulso a la creciente izquierda de estos países.

LA GRAN noticia en Chile durante el año de 1970 se da durante la jornada electoral del 4 de septiembre: para sorpresa de muchos el candidato del partido Unidad Popular (UP), Salvador Allende, recibió el 36.3 por ciento de los votos mientras Jorge Alessandri obtuvo 34.9 por ciento, con esta diferencia mínima la izquierda ganó la presidencia, algo que era realmente sorprendente en el panorama mundial. (2)

LA EXPECTACIÓN y las dudas no se hicieron esperar, la derecha cristiana aún estaba desconcertada por la derrota de su candidato Alessandri, ciertamente la sorpresa se apoderó de todo el mundo. Estados Unidos se puso en alerta; el carácter conciliador de Allende logró calmar la política nacional, de esta manera el 24 de octubre, el congreso, ratifica, como era costumbre, (3) la elección del candidato mejor situado, los marcos legales reconocían de esta manera al nuevo gobierno.

LA RESPUESTA estadounidense no se tardó en llegar, por medio de la CIA, al financiarse un atentado contra el general René Schneider, quien fungía como comandante en jefe del ejército, con este movimiento se esperaba que entrara en acción e hiciera inválidas las elecciones; el asesinato se realiza el 22 de octubre, dos días antes de la ratificación de los comicios en el Congreso, sin embargo, los resultados no son los esperados, la población consternada, al igual que la clase política brindan su apoyo al presidente electo, de esta manera el ejército se mantiene fiel al Congreso y su presidente. Esto dejó en claro la actitud que tomaría Estados Unidos frente al gobierno de Allende, y sus intenciones de boicotear toda acción que tomara el nuevo gobierno. (4)

Salvador Allende, presidente de Chile de 1971 a 1973 (Foto: Archivo/Cuartoscuro)

Salvador Allende, presidente de Chile de 1971 a 1973 (Foto: Archivo/Cuartoscuro)

COMO EN la mayoría de los países americanos, la economía chilena estaba dominada por la inversión privada proveniente de los Estados Unidos, ésta era la principal preocupación del país del norte; sobre todo los capitales estadounidenses controlaban el campo minero, ya que Chile era el cuarto mayor productor de cobre en el mundo. Es en esta trama de transición política en Chile que en los últimos días de diciembre el gobierno nacionaliza los bancos privados, mediante la compra masiva de acciones, el primer paso hacia la nacionalización de la economía y la industria chilena estaba dado.

LA POLÍTICA de la UP es interesante de explicar, el partido se caracterizaba por sus ideales marxistas, pero buscaba realizar un cambio en la estructura socio-económica de Chile, mediante los mecanismos de legalidad e institucionalidad de origen burgués, que funcionaba en aquellos momentos en Chile. (5) En pocas palabras se intentaba usar la democracia, y el marco legal que brindaban las elecciones para llegar al poder, y una vez estando ahí se hicieran los cambios necesarios en la estructura del Estado, esto sin suprimir los mecanismos de democracia ya existentes.

LOS IDEALES de la UP se lograron momentáneamente con la elección de Allende y en las elecciones municipales de 1971 los candidatos de la Unión Popular ganan el 49 por ciento de los votos emitidos. (6) Ahora se tenía gran poder en el Congreso y en la política nacional. La nacionalización de la banca y posteriormente el de la minería fueron parte de esos cambios de estructura; pero aún estaba en escena esa clase burguesa y la derecha, que con la ayuda de la CIA jugarían un papel de suma importancia en el derrumbe de la Unión Popular y Allende tres años después.

AL MOMENTO de la elección Allende contaba con 62 años de edad, provenía de una familia de clase media de Valparaíso, y durante toda su vida fue masón. En el ámbito político fue diputado por Valparaíso en 1937 y en el año de 1945 ganó un puesto en el Senado. (7) Como es fácil de apreciar, el nuevo presidente era un hombre con vasta experiencia en la política, además siempre declaró abiertamente su afinidad con las ideas marxistas y socialistas. Su mayor virtud era su carácter conciliador, que demostró al ganar la presidencia e invitar a sus opositores a integrarse de manera activa en el nuevo gobierno que se estaba gestando.

EN RESUMEN me atrevo a decir que las elecciones que se dieron en Chile en 1971, han sido las más singulares en la historia de Chile y gran parte de América Latina; estas elecciones demostraron que el socialismo también podía funcionar dentro del marco de la democracia, sin tener la característica extrema que se pretendía observar en países comunistas como la Unión Soviética, China, o la misma Cuba. Esto era lo más desconcertante para Estados Unidos, que en Chile el socialismo haya germinado sin la alineación e influencia abierta de la URSS, este caso demostraba una vocación natural de Sudamérica hacia los ideales socialistas, situación que era de sumo peligro para la influencia de los Estados Unidos en su mismo continente.

1. Quinta y última alocución de Allende, 11 de septiembre de 1973 en Kalfon, Pierre, Allende. Chile: 1970-1973, España, Ediciones Foca,  1999, p. 258.

2. Ibid, p. 27.

3. Ibid, p. 28.

4. Collier, Simon y William Sater, Historia de Chile, 1808-1994, España, Cambridge University Press, España, 1998, p. 282.

5. Fenner, Ricardo, “Consideraciones sobre el golpe de estado en Chile”, en El golpe de estado en Chile, México, FCE, 1975, p. 199.

 6. Kalfon, Op. Cit., p. 35.

7. Collier, Op. Cit., p. 284.

* Carlos es de origen aguascalentense, tiene gran fascinación por los libros, el café, la fotografía, y las disciplinas de las ciencias sociales, en un futuro tiene como objetivo destacar como historiador, y líder de opinión en el ámbito político y social.

Anuncios

Acerca de spawn55

Historiador, escritor y columnista. amo el café y los libros; y algo de buena música.

Publicado el 18 noviembre, 2015 en Columna, Escritos mios..., Historia, Sin categoría y etiquetado en , , , , , , . Guarda el enlace permanente. 1 comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: